Valora este artículo
(3 votos)
Nacimiento de la Red Nacional de Formación e Investigación Ambiental. En 1988, el Profesor Germán Rodríguez Arana, quien entonces trabajaba en la recién creada Comisión Nacional del Medio Ambiente de la Presidencia de la República -CONAMA- , fue enviado en representación de Guatemala a una reunión de la Red de Formación Ambiental para América Latina y El Caribe, del PNUMA.   Esa red era coordinada por el Dr. Enrique Leff Zimmerman, profesional de reconocida trayectoria en el ámbito internacional.

Fue a inicios de la década de los noventa, durante la gestión del ingeniero Edgar Franco, cuando la Dirección General de Investigación obtuvo a través de Radio Universidad, un espacio radial semanal, dedicado en primera instancia a dar a conocer los resultados de los proyectos de investigaciones que se desarrollaban en la Universidad de San Carlos, a través de los Programas Universitarios de Investigación de la DIGI.

El pasado 27 de enero, se conmemoraron los 50 años del fallecimiento del expresidente Jacobo Árbenz Guzmán (Quetzaltenango, 14 de septiembre de 1913-Ciudad de México, 27 de enero de 1971), por lo cual la Editorial digital E-DIGI  de la Dirección General de Investigación comparte el documento Jacobo Arbenz: “Soldado del pueblo”, “Coronel de la primavera”  del Dr. Jorge Solares disponible en el enlace anterior, el cual incluye en su primera parte un compendio de publicaciones, que describen la vida de Jacobo Árbenz, desde su nacimiento hasta la presidencia. Dado a que este escrito fue originalmente elaborado para construir el guión del documental de TV USAC en la conmemoración del centenario del nacimiento de Jacobo Árbenz: “el texto no constituye una investigación original sino un compendio de las fuentes que aparecen en las referencias” (Solares, 2015).

Jueves, 04 Febrero 2021 08:28

¿Podemos predecir los terremotos?

Escrito por

Hace 45 años, el miércoles 4 de febrero de 1976, a las 03 horas con 33 minutos, según citan las fuentes de la época, los guatemaltecos fueron despertados por un movimiento telúrico de gran magnitud (7.5 escala Ritcher). Los siguientes 39 segundos de terror que vivió la población, dejaron como resultado gran parte de la ciudad capital reducida a escombros, colapso de viviendas, edificios, red de fluido eléctrico, redes de agua potable, carreteras y lo más lamentable, un saldo trágico de 23 mil fallecidos y más de 1 millón de damnificados en lo que es considerado por muchos, el terremoto más destructivo en la historia reciente de nuestro país.

En 2014, inició la fase de reconocimiento arqueológico e investigación del Proyecto Arqueológico Atlas Jalapa, coordinada Christopher Martínez —arqueólogo e investigador guatemalteco—, avalado por el Centro Universitario de Suroriente y cofinanciado por la Dirección General de Investigación de la Universidad de San Carlos de Guatemala.